La edad no entiende de tecnologías

  • 0

Masako Wakamiya

Una programadora longeva

Masako Wakamiya trabajó durante toda su vida en un banco hasta que a los 60 años llegó su jubilación. A partir de ese momento lejos de relajarse decidió comenzar a estudiar informática. A pesar de que muchas personas le desaconsejaron que a su edad intentara comprender las tecnologías. Pero Masako no se dejó convencer, convirtiéndose en octagenaria a la par que publicaba su primera aplicación desarrollada para iPhone.

Comenta en su entrevista más reciente para The Japan Times que es crucial que las personas mayores adquieran habilidades digitales. Actualmente asumimos que a cierta edad se deja de seguir las tecnologías y se escapa cualquier entendimiento digital. La historia de Masako no es una historia de superación, simplemente es una historia de creer, de no conformarse. Masako Wakamiya asegura que le hubiese gustado aprender mucho antes a utilizar un ordenador, programar… pero nos demuestra que nunca es tarde para aprender y actualizarse. La tecnología no es sólo cosa de jóvenes, forma parte de nuestra sociedad.

Nuestra longeva programadora jamás imaginó asistir a la WWDC de Apple hace 2 años, hoy a sus 82 años, define como divertida toda esta experiencia que le ha tocado vivir a raíz de la publicación de su primera aplicación.

Seis meses de desarrollo le llevó la creación de “Hinadan”. La cultura japonesa impregna dicha aplicación basada en la celebración del Día de la Niña, “Hinamatsuri”. La aplicación consiste en colocar 12 muñecas con la vestimenta tradicional en los diferentes niveles, se recrea así el acto que cada 3 de marzo se realiza en Japón para celebrar el Hinamatsuri. Masako quiso desarrollar una aplicación que pudiesen usar las personas de avanzada edad a la vez que homenajeaba la cultura y tradición japonesa. Y con pasión y tesón consiguió hacerla realidad. Si tu dispositivo móvil es iOS estás de enhorabuena, podrás conocer de primera mano el trabajo de nuestra ya admirada programadora.